21 enero 2010




José Ortega y Gasset Con Ortega se aprende que todo es cuestión de escribir bien, muy bien, y entonces, digas lo que digas, escribas lo que escribas, calas en el corazón de los hombres, destejes el muro racional del lector, a través del pródigo y acertado torrente verbal, y convences su emoción.

Ortega, con su inmensa calidad literaria, cultísima y a la vez tan cercana y directa, transparente en su fácil entendimiento, pero complejísima en su “espontánea” creatividad y erudición, es un maestro indiscutible del arte de la palabra, y quizá por eso mismo, del arte del pensamiento. Gran derroche púrpura del lenguaje. Vigor, rigor, infinita plasticidad meridiana en la expresión y las ideas.

No se puede hacer más sencillo lo que es estructuralmente muy complejo. Y son pocos los que aunan como él, como Bertrand Russell, la filosofía límpida y accesible con un artificio de la escritura tan fértil y tan inalcanzablemente, endemoniadamente, ejemplar.

Heredero, amante y enriquecedor originalísimo del castellano, Ortega es sin asomo ni asombro de la duda, una de la veintena de cúspides de las letras hispanas que con más tino emplea todo el ingente potencial de su talento para decir, llegar, transmitir, desalojarnos de telarañas y convenciones, desplazar nuestra rutinaria ubicidad y fecundarnos la psique con polen nuevo, polen poético, polen prosaico y polen cartesiano... y todo esto sólo mediante el inexplicable misterio de la palabra bien escrita.


autor del artículo: pepeworks / josé martín molina


Artículos relacionados:
- Etimología de “isla” (por Ortega y Gasset)
- Breve definición de la amargura (por José Ortega y Gasset)


Estás viendo el blog personal del escritor y diseñador José Martín Molina (Pepeworks). Puedes saber más sobre sus creaciones en sus sitios web:
► web de escritor: www.josemartinmolina.com
► web de diseño: www.pepeworks.com . Se agradece la visita!
Related Posts with Thumbnails

0 Comentarios :

Publicar un comentario