13 diciembre 2012




Sueño (146) publicado en Un laboratorio indecente el 06/08/2012
Sueño perteneciente al libro Sueños (Tomo I) de José Martín Molina


(146) El traslado a los Estados Unidos

mapa de Estados Unidos. El sueño del traslado a los Estados Unidos de América
Le preguntaré a Eva de improviso: "¿Pero es realmente necesario, tiene sentido, que nos vayamos a vivir a los Estados Unidos?". Eva se detiene de golpe, vivamente interesada por lo que acabo de decirle. Le explico: ir a Estados Unidos supone perder el trabajo que tenemos aquí, seguramente también nuestro actual piso de alquiler, además es para nosotros un idioma extraño, apenas conocemos gente allí, con lo que sería como empezar de cero, a estas alturas, además el pánico a volar me imposibilita del todo a hacer el viaje... Estos argumentos son tan aplastantes que decidimos no ir a Norteamérica. Y tomamos esta decisión el mismo día, o sea hoy, que teníamos determinado hacer el viaje. Es precisamente para esta tarde cuando tenemos los billetes de avión. Hace meses que teníamos proyectada esta mudanza al país yanki, desde que nuestros amigos Javier y Viridiana se fueron para allá. Realmente es una locura trasladarnos tan lejos sólo porque nuestros amigos lo hayan hecho. Le propongo a Eva que a cambio, para no estar siempre metidos aquí, podríamos hacer un viaje a Granada y después a Sevilla, donde está su familia. Eso sería muy bueno para nuestro chiquitín Amador.

Todo el mundo cree, por lo tanto, que hoy nos mudamos. Y no lo desmentiremos. Seguiremos haciendo los preparativos del viaje, como si nos fuésemos a ir. Habrá que avisar, eso sí, al portero de que nos quedamos, no vaya a ser que se re-alquile nuestro piso en nuestra ausencia. Como digo, preparamos maletas, sacamos cosas de los armarios, mientras por la casa rulan algunos familiares y amigos, entre ellos mi padre y mi madre. Nadie se extraña de que vayamos tan atrasados en la preparación de la mudanza. Lo cierto es que aunque quisiésemos no llegaríamos a tiempo al aeropuerto. Así, como si todo siguiese su curso natural según lo planeado, Eva y yo continuamos con el disimule de hacer el equipaje para el traslado.

Durante el ajetreo pasan otras cosas que sólo recuerdo de forma tangencial. En el pasillo de la vivienda juego con Amador, que está muy sonriente, pasándoselo en grande, encantador, irresistible. Junto a nosotros está David Pastor, por un momentos con la estatura bastante menguada ya que prácticamente mide lo mismo que nuestro hijo de tres años. David está agachado, en cuclillas y habla con nuestro vástago. Luego, en otra habitación con el suelo de parquet y que está casi vacía, me reúno con unos amigos en plan comité. Después tengo que ir al cuarto de baño. Por fracciones de segundo me anticipo a mi padre, que venía con la misma urgencia. El baño de enfrente también está ocupado. Así que, qué carajo, que se espere mi viejo. Entro en el servicio y cierro la puerta.

En otra sección del sueño, ya no sé si anterior o posterior a todo lo narrado, damos un larguísimo paseo por las calles (no recuerdo con qué objeto ni a dónde nos dirigíamos) un pequeño grupo de conocidos, entre los que destaca mi madre. ¿Quizá se halla también entre los presentes Manu, un compañero del Colegio Alemán? Me suena, podría ser, pero no estoy nada seguro. Me sorprende a posteriori el hecho de haber callejeado tanto completamente olvidado de mis ansiedades.

El libro de los sueños del autor José Martín Molina
Narración perteneciente al libro de relatos "Sueños" (Tomo I) del escritor José Martín Molina. Ahora disponible tanto en formato libro como en formato eBook.

ver más información sobre el libro Sueños
adquirir el libro en España y Europa
adquirir el libro en Argentina
adquirir el libro en México
adquirir el libro en Colombia
comprar eBook en Amazon


Estás viendo el blog personal del escritor y diseñador José Martín Molina (Pepeworks). Puedes saber más sobre sus creaciones en sus sitios web:
► web de escritor: www.josemartinmolina.com
► web de diseño: www.pepeworks.com . Se agradece la visita!
Related Posts with Thumbnails

2 comentarios :

  1. Vaya sueño movidito...Aquí el que se lo pasa mejor es Amador.

    P.D: Oye, gracias por los consejos. Hice lo que me aconsejaste en Twitter y, comprueba tú mismo mi blog y Twitter. Lo que más me gusta es que Víctor "gusta".

    Besos, Ester

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Me alegro! Claro que gusta Víctor. Tiene una prosa muy directa y rápida. Tiene llegada. Al final siempre necesitamos a los demás para saber qué tal baila lo que escribimos!

      Eliminar